ROCKTÁMBULO

Reflexión y documentación del rock en español.

Crítica retro ‘No al nuevo orden mundial’ [Síndrome de Abstinencia]

No al nuevo orden mundial, de Síndrome de Abstinencia, un disco que merece estar bien arriba.

Sindrome de abstinencia - No al nuevo orden mundialLa mayoría de los grupos de principios de los noventa llegaron demasiado pronto. Se quedaron en tierra de nadie. De haber esperado unos años (es muy fácil decirlo), se hubiesen encontrado a las puertas del nuevo siglo, con la gran puerta que internet supuso. Una de esos grupos es Síndrome de Abstinencia, banda de punk rock de Mallorca (hecho que tampoco les ha jugado a favor). Aparecieron recién estrenada la década y, tras más de diez años en la brecha, dejaron No al nuevo orden mundial, su quinto disco. Una pieza cojonuda que no sólo merece ser recordada, sino que valida que el grupo haya vuelto al panorama.

En No al nuevo orden mundial no encontramos nada que -por decirlo de alguna forma- no se haya inventado, pues reconocemos todos los tics de la escuela La Polla Records (es más, tenemos a Evaristo Páramos colaborando en un tema). Tenemos la crítica al sistema, palos a la televisión, un poco de sorna y cierta dosis de droga, entre otras cosas. Quizá la lírica no vista la acidez y frescura del susodicho, ya que Síndrome de Abstinencia se encuentra en un plano más crudo, pero las lestras están llenas de buenos perfilados. Sindrome de abstinencia - No al nuevo orden mundialUna de las cosas que más llama la atención de Síndrome de Abstinencia, y en consecuencia de No al nuevo orden mundial, es la voz de su frontman, Moi, considerablemente nasal. Esto puede chocar a más de uno, pero en realidad es un valor positivo, porque da un toque desgarbado y ágil al producto que lo vuelven muy atractivo. Y además porque el cantante realiza un trabajo excepcional. No se puede decir lo mismo de los coros, que si bien son una excelente elección, están mal amalgamados.

En cuanto a canciones, Respétame, Vivir por vivir, Preso del cuerpo, Pío Pío (que Evaristo lleva a su terreno) y Revistas listas son un ejemplo del enorme potencial de la banda. Sabemos que las composiciones están firmadas por Síndrome de Abstinencia, pero pocos podrían negar, con los ojos cerrados, la posibilidad de créditos de mayor enjundia. En ellas, las guitarras dan una buena dosis de caña, las baquetas se hacen fuertes en la retaguardia y el cantante dibuja el recorrido con algo más que solvencia. Además, encontramos detalles como la acústica y el violín que terminan de comoper una obra de punk rock imprescindible.

Finalmente, no queda otra que poner la vista en la versión que trae No al nuevo orden mundial (multiplicada por tres), con la que se cierra el compacto. El grupo sorprende con una adaptación de Viva la gente, de Rosalía, que no deja de serlo al mismo tiempo de Up with de people (1968), de la organización con el mismo nombre. El corte cuenta con múltiples colaboraciones, y además de nivel: Txus (Disidencia), Maxi (Fe de ratas) y Blas (Zirrosis). El corte podría ser interpretado como un canto a la unidad, de ahí las colaboraciones, pero también se ofrece como un guiño sarcástico e irónico del mundo. No sería arriesgado afirmar que es una de las mejores versiones en un disco de punk rock. O por lo menos de las más curiosas y originales.

Sindrome de abstinencia - No al nuevo orden mundial

SABICIO

Si te ha gustado, puedes seguirme en:

Rock

Rock

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 25/10/2018 por en Música, Reseña/Crítica y etiquetada con , .
A %d blogueros les gusta esto: