ROCKTÁMBULO

Reflexión y documentación del rock en español.

Crítica ‘La miel de las flores muertas’ [Desakato]

Deskato evoluciona en su séptimo disco, La miel de la flores muertas.

Desakato - La miel de las flores muertasUno de los discos más esperados de 2020. La nueva entrega de Desakato, La miel de las flores muertas (El Garaje Producciones), grabada en OVNI Estudios, supone un paso más en la búsqueda de la música, así, en general, un estado nómada con el objeto de no estancarse y expandir las fronteras del proyecto.

El arranque de Apátridas -del disco- es la miel, un minuto de introducción musical que observa desde la distancia, que prepara para entrar en 43 minutos de rock con muchos recovecos. El riff que desflora ese primer contacto ya nos muestra uno de los pilares del compacto, el trato de las guitarras. A partir de ahí, con cuerpo en la estrofa, incisivas en los momentos muteados y dobladas en el puente; y en muchas ocasiones guarecidas por el stoner. Con las voces, Pepo primero y Pablo después, vuelven a establecerse los roles y registros habituales. El contenido se desliza por la postverdad como forma de crear ideología y por la idea de la memoria como forma de combatirla. Se le augura un recorrido extenso.

Como gran parte de las canciones de Desakato, Hipnotizados se construye con bloques muy diferenciados. Tenemos una estrofa donde manda la rítmica, que en todo momento sujeta la melodía. El puente nos trae una instrumentación más dura, para que la entrada de Pepo sea orgánica. El estribillo, finalmente, aun buscando dramatismo, no alcanza el éxtasis interpretativo. La letra refleja el salto de conocimiento del ser humano, en lo que parece una actualización del mito de la caverna, aquí convertida en túnel.

Desakato banda

Mario, Pepo, Nano, Pablo, Miguel y Gabri // FOTO: Desakato

El inicio de Nuestro legado tiene a Pepo al frente. Éste, mediado por la producción, se propone como representación simbólica de la rabia hacia un entorno dominado por las urbes, una “jaula” que se ha introducido en el pájaro que ella misma encierra. La entrada de Pablo añade cordura, aunque llegados al estribillo la composición coge vuelo para erigirse en el tótem de punk rock de este La miel de la flores muertas. La pista acomete un valle en el puente para acabar arriba. Su tono elevado es una baza de garantías de cara al directo. Tal vez LA canción del disco.

Elegante entierro muestra la intención de Desakato de implementar valores nuevos. Aquí el sonido mantiene su fachada de rock, pero las cuerdas se asimilan con sintetizadores y confieren a los fragmentos en cuestión un carácter de éxtasis transitorio, componiendo así una canción que por momentos es electrizante. Por su lado, los vocalistas se deshacen de su ADN más puro para ofrecer giros -fake rap- que emparentan a la banda con el indie moderno. Toda la letra se encierra en el verso final: “Vencimos al miedo”.

Desakato logo

Clic para acceder a su Facebook

El riff que abre L’estrueldu nos anticipa una canción tensa, que hasta podría traspasar la frontera hacia el metal; sin embargo, tenemos punk rock desenfadado, así como la primera entrega en asturiano. Lejos de la contundencia de otras pistas, intenta crear un tramado de intensidades donde la batería tiene bastante protagonismo. No obstante, la pista adolece del punch de los hits de Desakato, de manera que apunta a acabar saliendo del setlist, si es que llega a entrar. Del mismo modo que se parapeta en su lengua materna, se sirve de la naturaleza, un recurso ya utilizado en otros trabajos de la banda.

Desakato sigue bajando las revoluciones. La tierra prometida se acerca al medio tiempo, y Pablo -en solitario- apura su registro melódico para conseguir un extra de dramatismo, con colas en los estribillos que bien podrían entroncar con el pop. El corte, que ahonda en lo profundo del letrista, guarda en los versos más brillantes una carga importante de épica. A buen seguro que, trasladado al directo, el efecto se multiplica, y es que el estribillo todavía puede dar más de sí. Los minutos finales claramente dejan grandes segundos.

La distorsión en el primer riff de Nueva religión nos dice que Pepo tomará la riendas, y así sucede, pero con menos furia de la esperada. La realidad nos deja una pista ligera, con un fraseo cantable, donde las guitarras alumbran una pista muy roquera, que en ocasiones se escora hacia el post-rock. En consecuencia, Nueva religión se desmarca de la contundencia que podría generar en platea y proporciona cuatro minutos de magnitud melódica. Al contrario que la gran mayoría de las pistas, la temática no se oculta tras metáforas y símbolos, en este caso se expone sin ambages la crítica al entorno digital: endogamia, mediatización y guerra en redes sociales. Como detalle, culpa al individuo, y no a la herramienta.

Deskato camisetaLa colmena representa un cambio de vías en el recorrido de La miel de la flores muertas. En los instrumentos seguimos reconociendo el estilo grandilocuente de Desakato, pero también un ejercicio vocal un tanto particular. Pepo tiene un papel más importante que en otras pistas: dentro de su registro, escarba en la armonía del screaming; se crece frente a la melodía; y configura, junto con la voz principal, una gran alternancia, estableciéndose como contramelodía. Pablo, en su papel melódico, aboga por una delicadeza vigorosa. Como en La tierra prometida, sus mimbres de directo la pueden impulsar tanto en el aspecto instrumental como en el interpretativo. Se centra en la pérdida del hogar (¿tal vez el bosque?), ese lugar al que uno pertenece. Impotencia, rabia y muerte cobran forma a lo largo de tres minutos y medio.

Hijo de puta vuelve a cambiar de carril el camino de los asturianos, pero no tanto por el sonido, en el que el tallo grueso de las cuerdas y la producción reclaman atención, sino por el estilo directo de su lírica (básicamente, ese “hijo de puta”). Y es que Desakato nos tiene poco acostumbrados a masticarnos el material, o por lo menos a dispensar una rabia cien por cien explícita, carnal, pedestre. Resulta fácil ver la diana en el cogote de la clase alta, como también visualizar el éxito de dicha locución en futuros conciertos.

El minimalismo de los primeros segundos de Sombras se inclinan por un entramado afectivo, sutil, y en parte es así. La penúltima pista de La miel de la flores muertas se maneja entre la sensibilidad costumbrista de la lucha interior y la chispa indie, pero esta mezcla acaba aterrizando en el purgatorio del disco. No ayudan una estrofa con tintes contemplativos y los cinco minutos de recorrido. Aun así, el estribillo exprime un poco más a Pablo, pero no acaba de conseguir esa comunión que encienda la llama.

El último pétalo del compacto, Nin dios nin rei, conjuga múltiples elementos llamativos: la crítica a la corona, el modus intimidante de bandas como Narco -afín al rapcore- y la defensa en la forma del asturiano. La despedida resulta corta, pero cierra el álbum con un gran sabor de boca.

Desakato es sinónimo de éxito, y este La miel de las flores muertas desde luego ascenderá al podio del punk rock estatal, igual que lo hicieron sus predecesores. La banda de Llanera vuelve a configurar un mapa musical suculento y copioso, reflejo de la inquietud de sus integrantes. ¿Mejora el resultado de obras anteriores? Desde luego tiene material con el competir, pero estamos ante un compacto que se detiene en el paladar -producción- a costa de restarle espacio al ímpetu. El público y el tiempo juzgarán qué lugar ocupa en el pantone del grupo.

La miel de las flores muertas (2020)

1) Apátridas 2) Hipnotizados 3) Nuestro legado 4) Elegante entierro 5) L’estueldu 6) La tierra prometida 7) Nueva religión 8) La colmena 9) Hijo de puta 10) Sombras 11) Nin dios nin rei

SABICIO

Si te ha gustado, puedes seguirme en:

Rock

Rock

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 21/05/2020 por en Música, Reseña/Crítica y etiquetada con , .
A %d blogueros les gusta esto: